lunes, 25 de febrero de 2013

La problemática de los resíduos sólidos urbanos.


LA PROBLEMÁTICA DE LOS RESIDUOS

Las sociedades urbanas han producido desde hace mucho tiempo gran cantidad de residuos difíciles de reciclar; no tanto por su composición (similar a las áreas rurales), sino por su cantidad (Del Val, 1993).
Los residuos son aquellas materias primas generadas en las diferentes actividades de extracción, transformación, producción y consumo que no han alcanzado un valor económico en el contexto en que han sido generados, éste concepto es dinámico ya que lo que se desecha puede ser luego utilizado como materia prima en un proceso productivo bajo otros conceptos y donde sea necesaria la aplicación de técnicas y tecnologías adecuadas para su recuperación e integración; de no ser así los residuos que ya no tienen valor alguno deben eliminarse por medio de tratamientos ecológicos a fin de generar el mínimo de degradación ambiental (citado por Peyric, 2002).
La población y sus actividades genera grandes cantidades de residuos, los cuales al no recibir un manejo y tratamiento adecuado produce serios problemas ambientales, la incorrecta disposición final de los residuos sólidos urbanos y su dispersión irregular tienen un efecto negativo sobre el ambiente produciendo un deterioro paulatino y en ocasiones con resultados irreversibles (Peyric, 2002).
La utilización en gran escala de la energía del carbón y el petróleo para el transporte horizontal de alimentos y materias primas, y con la electricidad para el transporte vertical en los ascensores, se da el gran paso en la historia para llegar a las elevadas  poblaciones actuales, las que se consideran grandes transformadores de la materia prima (Del Val, 1993). Las fábricas emplean energías no renovables y generan una enorme producción de residuos. El desequilibrio natural del ser humano productor y consumidor, y no reciclador o descomponedor, llega al máximo en las sociedades actuales, productoras de residuos e incapaces de reciclarlos  devolverlos al medio sin agredirlo (Del Val, 1993).
Los residuos que se generan en la actualidad en las sociedades actuales de occidente, con excepción de pequeños núcleos rurales, corresponden a actividades similares de manufacturas, consumo doméstico, explotaciones mineras, agrícolas o ganaderas, etc., por lo que se diferencian en la cantidad y porcentajes más que en la calidad (Del Val, 1993).
En la actualidad los residuos son eliminados mediante en enterramiento en un vertedero o por medio de la incineración, sin embargo, según afirma Del Val (1993), éstas soluciones no lo son tanto ya que esconden o transforman la basura en algo perjudicial para el entorno. El vertedero es un enterramiento para evitar la contaminación, pero no siempre sucede así y se convierte en un camuflaje de basura que genera otros problemas como contaminación ya sea de las napas, del aire o visual ya que no siempre los vertederos son manejados como corresponde. La incineración no es más que un proceso de transformación de sustancias en otras que pueden resultar peligrosas y que necesitan de un vertedero para eliminar las escorias resultantes.
La solución más conveniente para el tratamiento de los residuos está dada por la posibilidad de recuperarlos o convertirlos en una sustancia de utilidad, es decir se pueden reciclar, en especial la materia inorgánica; y en el caso de la materia orgánica puede ser transformada en compost, que es un abono natural para los vegetales. Sin embargo éstas posibilidades ciertas están limitadas en primer lugar por la falta de cultura en las sociedades de realizar una selección de la basura en los domicilios particulares, ya que es necesario la separación en bolsas diferentes  la materia orgánica de la inorgánica, situación que no es tenida en cuenta en la mayoría de las ciudades[1]; por otro lado requiere de plantas de reciclaje o compostaje y no solo que no hay en la actualidad, en especial las segundas sino que significan grandes inversiones.
En los países en desarrollo el tratamiento y deposición final de los residuos sólidos urbanos significa un problema ambiental debido a la falta de tratamiento que son sometidos, sumado a la concentración homogénea de materia orgánica e inorgánica. Los vertederos han significado una fuente de subsistencia para personas desempleadas que mediante el cirujeo realizan una selección y facilitan el reciclaje mediante la venta de los elementos recuperables a empresas privadas posibilitando una mínima solución a la falta de intervención del Estado y organismos. 

TRATAMIENTO DE LOS RESIDUOS SÓLIDOS URBANOS

Son variadas las alternativas para el tratamiento y disposición de residuos sólidos urbanos de manera de minimizar efectos ambientales. Los procesos se clasifican en mecánicos, térmicos y biológicos (Rosales Fritz, 2000).
El primero de los procesos puede subdividirse en trituración que homogeniza la basura favoreciendo la descomposición bioquímica; la compactación disminuye los espacios vacíos condensando la basura a bajo costo y la clasificación. que cosiste en la separación de materiales de la basura por interés económico (Rosales Fritz, 2000).
Entre los proceso térmicos se destaca la incineración, la que reduce un 10% la masa inicial y se realiza a temperaturas mayores a 1000° C; es costoso y genera problemas de contaminación. Otro proceso térmico es la pirólisis que consisten la descomposición térmica en ambiente carente de oxígeno  libre y ocurre a temperaturas menores que la incineración, produciendo gases o líquidos de alto contenido energético sin contaminación apreciable; la masa es mayor que en la incineración (Rosales Fritz, 2000).
Por último, los procesos biológicos se dividen en procesos aeróbicos que son higiénicos y productivos, éste es el proceso mediante el cual se realiza compost. Los procesos anaeróbicos son más lentos y se obtiene un producto (compost) de menor calidad además de estar limitado por el mal olor que produce; sin embargo éste proceso también es importante ya que produce gas metano o biogás. Otros procesos son los rellenos sanitarios y cubiertos que consisten en cubrir con tierra la basura.

VERTIDO CONTROLADO DE RESIDUOS SÓLIDOS

El método más antiguo y sencillo para eliminar los residuos sólidos ha sido el vertido, sin tomar precauciones especiales, en zonas más o menos próximas donde son producidos. El sistema de vertido resulta eficaz para poblaciones que generan una escasa producción de desechos, por lo que en la actualidad resulta inadecuado teniendo en cuenta el crecimiento urbano, con grandes cantidades de basura que deben ser eliminadas y con importantes impactos ambientales que provoca la acumulación incontrolada.
A raíz del problema que genera el vertido libre de residuos sólidos, han surgido nuevas tecnologías que tratan de evitar las implicancias negativas de éste, dichas nuevas posibilidades reciben el nombre de vertederos controlados.
Los vertederos controlados de residuos tienen una limitación en el grado de espesor y compactación de las basuras para conseguir una transformación aeróbica de la materia orgánica en compuestos estables. Además se realiza una cubrición diaria con una capa de tierra para prevenir proliferación de alimañas, vuelo de basura, peligro de incendio, malos olores y mal aspecto del vertedero.
Los métodos básicos usados en el vertido controlado de residuos son los de trinchera y área; en el primero se depositan los residuos en una excavación y son manejados por maquinaria que trabajan en el interior de dicha trinchera, en la cual se vierten y compactan los residuos, que son cubiertos con tierra de la misma excavación; en éste método se debe tener en cuenta el espesor del suelo y las características hidrogeológicas del lugar. El método del área consiste en cubrir con tierra a los residuos y compactarlos directamente en el terreno.
Los residuos depositados en los vertederos se degradan química y biológicamente dando productos sólidos, líquidos y gaseosos. Influyen sobre ésta descomposición el carácter heterogéneo de las basuras, sus propiedades físicas y químicas, las cantidades de oxígeno, la humedad dentro del vertedero, la  temperatura y la población bacteriana. La actividad biológica sigue un modelo determinado; los residuos sólidos en un principio aeróbicamente pero cuando el oxígeno se agota se inicia el predominio de los microorganismos anaeróbicos, produciéndose gas metano, ácidos orgánicos, nitrógenos, compuestos amoniacos y de hierro, manganeso, etc. (Barreto, 1990)


Fragmento GARCIA RUIZ, Juan Pablo “Recuperación de suelos en el Sudeste del Departamento Rawson” FFHA, UNSJ 2005.
Fuentes consultadas:
ROSALES FRITZ, Carla Vanesa “Geología de los depósitos modernos en las adyacencias del Río San Juan y Arroyo Agua Negra e implicancias ambientales, Departamentos 9 de Julio, Rawson y 25 de Mayo, Provincia de San Juan. Tesis de Licenciatura, Departamento de Geología, FCEFyN, UNSJ, 42pp. 2000.
DEL VAL, Alfonso “El libro del reciclaje” Manual para la recuperación y aprovechamiento de las basuras. Integral, Madrid, 1993.
PEYRIC Raúl “El vertido  de RSU en el Gran San Juan, impactos y perspectivas ambientales” en Seminario “Gestión y disposición de residuos sólidos urbanos” PRODEA, San Juan, 2002.
BARRETO, Yacoima “Reciclaje: Una opción para el futuro inmediato. Serie Monografías, Ensayos y Tratados ODEPRI/MET/01. Ed. MARNR, Caracas, 1990.




[1] Se hace referencia a ciudades de países en vías de desarrollo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario